Hola a todos,
 
Cuando nuestro personal local va de visita a las aldeas donde trabajamos, aprovechamos para no solo supervisar las escuelas y repartir material escolar. Son horas y horas de caminata para llegar a cada aldea, y una vez allí intentamos sacar partido a la visita.
 
Recientemente en Kusum, en la zona de Manahari, Bhim y Kumar, después de seis horas de caminata, se encontraron con una estampa que es típica del Nepal, pero no tan común donde nosotros trabajamos. Se encontraron con las inmediaciones de la escuela llenas de papeles, plásticos y otros residuos. Nosotros llevamos seis años con talleres de higiene y motivando a los aldeanos a ser más cuidadosos con el medio ambiente.
 
No es fácil conseguir cambios de la noche a la mañana en Nepal, con gente sin educación y para los cuales comer es la prioridad, no la gestión de la  suciedad. Aún así, no cedemos en nuestros empeños, como demuestra la actitud de Bhim y Kumar, quienes no dudaron en llamar la atención de todos sobre la suciedad que se acumulaba, sacarles los colores a todos….y lo más importante…poner a todos los alumnos y profesores a hacer una batida para limpiar la zona. También lograron traerse la promesa de que eso no volvería a ocurrir, y que los profesores se encargarían de organizar un sistema de gestión de residuos.
 
Así es nuestro día a día en Nepal. Nada sencillo lograr progresos con gente que nunca tuvo acceso a educación o pautas de convivencia o higiene, pero ahí estamos nosotros, llegando a donde verdaderamente hace falta una libreta, una goma, una escuela, un taller de higiene, unos consejos mínimos para generar recursos; o como en este caso, una reprimenda, que son atípicas, pero que forman parte de nuestra estrategia cuando la gente no se hace responsable de su propio progreso…o en este caso….su basura. Como apreciarán por las fotos, todo se hizo siempre dentro de unos parámetros de  respeto y cariño…..no sacamos el látigo, no funciona…en este caso solo sacamos los colores de la vergüenza. Acabó el día repartiendo un puñado de “chura” (arroz húmedo triturado) a los niños, una nueva estrategia para aumentar el número de niños escolarizados.
 
Gracias Bhim,  gracias Kumar, gracias a todo el personal local nepalí que se toma muy en serio nuestra labor…..y gracias a todos los que desde aquí hacen posible que podamos contarlo.
 
Un abrazo y lindo día a todos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.+ info

ACEPTAR
Aviso de cookies